.

martes, 21 de agosto de 2012

Por meticulosas observaciones de los rebaños de mister Buckley y mister Brugess nos enteramos de que la selección inconsciente no es otra cosa sino los resultados involuntarios de la selección y, por lo tanto, no es selección alguna sino contradicción en el cuadragésimo quinto párrafo de El Origen de las Especies

  Comete el autor dos errores graves en una misma frase. Así donde dice:


 Youatt gives an excellent illustration of the effects of a course of selection which may be considered as unconscious, in so far that the breeders could never have expected, or even wished, to produce the result which ensued--namely, the production of the distinct strains    


Youatt da un excelente ejemplo de los efectos del curso de una selección que puede ser considerada como inconsciente, en cuanto que los criadores nunca podían haber esperado, ni aun deseado, producir el resultado que ocurrió, que fue la producción de dos castas diferentes.


  Primero: No se trata de Course of Selection (curso de una selección), sino Breeding Program, programa de mejora.

 Segundo: Si imposible es hacer mejora sólo con selección (recordemos que es necesario también que exista una heredabilidad de los caracteres seleccionados y que la descendencia de los individuos seleccionados no es selección), imposible también es hacer selección inconsciente.          



Youatt gives an excellent illustration of the effects of a course of selection which may be considered as unconscious, in so far that the breeders could never have expected, or even wished, to produce the result which ensued--namely, the production of the distinct strains. The two flocks of Leicester sheep kept by Mr. Buckley and Mr. Burgess, as Mr. Youatt remarks, " Have been purely bred from the original stock of Mr. Bakewell for upwards of fifty years. There is not a suspicion existing in the mind of any one at all acquainted with the subject that the owner of either of them has deviated in any one instance from the pure blood of Mr. Bakewell's flock, and yet the difference between the sheep possessed by these two gentlemen is so great that they have the appearance of being quite different varieties. "   Youatt da un excelente ejemplo de los efectos de una selección que puede ser considerada como inconsciente, en cuanto que los criadores nunca podían haber esperado, ni aun deseado, producir el resultado que ocurrió, que fue la producción de dos castas diferentes. Los dos rebaños de ovejas de Leicester, de míster Buckley y míster Brugess, según míster Youatt hace observar, «han venido criando, sin mezcla, a partir del tronco primitivo, de míster Bakewell, durante más de cincuenta años. No existe ni sospecha, absolutamente en nadie enterado de este asunto, de que el dueño de ninguna de las dos castas se haya apartado ni una sola vez de la sangre pura del rebaño de míster Bakewell, y, sin embargo, la diferencia entre las ovejas propiedad de aquellos dos señores es tan grande, que tienen el aspecto de ser variedades completamente diferentes».   Imagen de carryhouse