.

martes, 4 de septiembre de 2007

Genética y Literatura: Presentación.



Uno de los aspectos fundamentales en la literatura de todos los tiempos es el que concierne al carácter, al modo de ser de sus personajes. Sin el empeño del autor por describir el carácter de sus personajes, la literatura quedaría en agua de borrajas y nosotros huérfanos, como desnortados. Deberíamos conformarnos con lo indiscutible, como la música, que tampoco está mal, pero no deja mucho lugar para el debate.

El carácter, curioso nombre que designa un importante atributo. Algunos dirían más que eso, designa la esencia de una persona y ésta podría ser la cuestión de partida: ¿Tenemos las personas una esencia?. Puede que si y puede que no y ya puestos, también puede ser que por pensar que no, con el tiempo lleguemos a no tenerla. Complicado.

Quizás por ser demasiado complicado para el gusto imperante no interese el tema éste del carácter y de las esencias (en definitiva, ¡allá cada cual con la suya!). Por eso puede que no vayamos a tener ocasión de discutirlo, salvo aquellos privilegiados que lo hagan en privado o con su psicoanalista pero, lo discutamos o no, en cualquier caso, la literatura nos demuestra que el significado del carácter es algo muy rico e importante. Su herencia ha ocupado a muchos escritores. Sus cuestiones van más allá de la genética. Veremos algún ejemplo.



Blogalaxia: ~ Technorati: ~ AgregaX: